Normalmente, siempre odio aparcar, especialmente si es en paralelo. Apretujarte en un lugar pequeño o tener que luchar por el último lugar en el parking siempre es un fastidio y una experiencia estresante. ¿Qué es lo que más odio? Estar esperando pacientemente sólo para que alguien aparezca en el último minuto y me robe mi sitio. Al ver lo que hizo la mujer, me quedé totalmente impresionando. Qué suerte que captaran esto con una cámara. 

Publicidad
Lo que no recomendaría es que lo hagan la próxima vez que estén buscando un lugar para aparcar. ¿Quizá pueda el conductor del auto blanco salir por la ventana? ¿Qué hubieran hecho ustedes en esta situación? Cuéntennoslo en los comentarios.