Cada vez más y más, la vida de las celebridades está más expuesta al escrutinio público. Entre los paparazzi y gente corriente armada con celulares, no pueden ni ir a la tienda de la esquina sin que alguien intente tomarles fotos. Así, no sorprende que estos anuarios escolares de las estrellas hayan acabado haciéndose públicos. 

Publicidad
Estas fotos son geniales. No sólo es desternillante verles mostrar orgullosamente esos estilos setenteros y ochenteros (¡miren esos pelos!), también es un agradable recordatorio de que incluso ellos pasaron por esos incómodos años adolescentes. Para ser justos, Sandra Bullock siempre fue una belleza, y el joven George Clooney se ve como alguien que siempre tuvo que tener éxito entre las damas. 

¿Qué foto fue su favorita? ¿Alguna de las transformaciones les sorprendió de verdad?